Noticias

Adeje gestionará este año un millón y medio de euros en proyectos de promoción del empleo

El municipio sólo tiene un 7% de paro

El ayuntamiento de Adeje, a través del Área de Desarrollo Económico que dirige Manuel Luis Méndez Martín, gestionará en 2016 un millón y medio de euros en diversos proyectos de promoción del empleo, especialmente dirigidos a colectivos en riesgo de exclusión social. “En Adeje, tenemos cifras muy bajas de desempleo, apenas un 7%, pero no por ello dejamos de trabajar continuamente para descender esos datos. Entendemos que hay un paro estructural difícil de erradicar, pero sí que hay personas que por diversas causas se encuentran fuera del sistema y a las que hay que ayudar con formación para que puedan incorporarse al mundo laboral” ha explicado el concejal responsable. Las personas que deseen más información sobre estos proyectos de empleo pueden dirigirse al Centro de Desarrollo Turístico Costa Adeje (CDTCA) en horario de lunes a viernes de 9:00 a 14:00 h. Para algunos convenios de exclusión social es necesario concertar cita previa en el 922 050 150. Durante 2016, se desarrollarán diferentes proyectos, unos cofinanciados a través del Servicio Canario de Empleo y otros asumidos íntegramente por la administración local. Incluidos en éstos se encuentran dentro de los programas de formación en alternancia con el empleo (PFAE). Dentro de esta tipología, está el proyecto de garantía juvenil Adejerest, con cupo para 15 jóvenes de entre 16 y 25 años sin estudios, para la obtención de un certificado profesional en Operaciones Básicas de Restaurante y Bar. El alumnado también recibirá formación complementaria para favorecer su empleabilidad y sus posibilidades de inserción, además, el equipo de profesorado les ayudarán a obtener el título de ESO. Este programa cuenta con un presupuesto de casi 200.000 euros. Otro de los PFAE que se realizarán en Adeje, con la misma inversión económica, es el denominado L-Urban dirigido a 15 personas desempleadas mayores de 40 años sin estudios que desarrollarán su formación, en alternancia con el empleo, en la empresa concesionaria de limpieza de Adeje, Ascan-Torrabonaf. Uno de los programas, que ya se ha iniciado y que finalizará el próximo mes de diciembre, es el proyecto experimental de empleo “+Bell Imagen y Belleza” del cual se beneficiarán 60 personas, 15 de ellas obtendrán el Certificado de Profesionalidad en Servicios Auxiliares de Estética y el resto podrá acceder a diversas píldoras formativas para la mejora de la empleabilidad. El coste total de este proyecto de empleo es de más de 130.000 euros. Otros cursos de formación para el empleo, dirigidos prioritariamente a personas desempleadas, que ha impulsado el Ayuntamiento para este 2016 son los relacionados con los servicios de bar y cafetería, repostería, cocina, panadería, sumellería, etc. Todas estas acciones formativas, once en total, tendrán 80 horas de prácticas en empresas del municipio. La inversión en este proyecto asciende a más de medio millón de euros. Además de estos cursos de formación, el ayuntamiento acogerá un programa de orientación profesional para el empleo y asistencia para el autoempleo que beneficiará a 400 personas. Con un presupuesto de casi 27.000 euros, la iniciativa tratará de elaborar itinerarios personalizados de inserción a personas desempleadas derivadas por el Servicio Canario de Empleo, perceptores de la subvención ACTIVA, jóvenes mayores de 45 años y personas paradas de larga duración. Finalmente, con un presupuesto superior al medio millón de euros y financiado de forma íntegra por el ayuntamiento de Adeje, se encuentran los proyectos de fondo social que la administración local desarrollará conjuntamente con varias ONG. El primero de ellos es Adeje Inserta, realizado conjuntamente entre el Ayuntamiento y Cruz Roja, que beneficiará a 94 personas. El segundo programa es “Impulsa 2016” que se llevará a cabo junto a la ONG Mcapaz y del cual se beneficiarán más de 120 personas en exclusión social o en riesgo de padecerla. Estos programas están enfocados a realizar itinerarios personalizados de inserción con los colectivos más difíciles: jóvenes sin estudios o que nunca han trabajado, beneficiarios de los convenios de las administraciones, personas paradas de larga duración, mayores de 45 años, etc.